Maximizar el potencial en proyectos de salud con el apoyo de proveedores de plástico

98
views

La gestión de proyectos en la industria de la salud es un desafío que requiere una planificación meticulosa y una optimización de los recursos. Este sector, caracterizado por estrictas regulaciones y protocolos exhaustivos, depende de la elección precisa de materiales, lo que a menudo restringe la flexibilidad. En este contexto, los proveedores de plástico no solo suministran materiales, sino que actúan como socios clave en la innovación, el diseño y la funcionalidad de los productos. Su colaboración puede marcar la diferencia en la calidad, la eficiencia y el cumplimiento normativo de los proyectos.

Innovación y diseño colaborativo

Los proveedores de plástico a menudo cuentan con especialistas técnicos que pueden ofrecer soluciones para cumplir con los requisitos de diseño y funcionalidad de los proyectos. Estas soluciones pueden incluir desde bisagras vivas y opciones de unión hasta materiales para formas complejas y funciones de superficie como el marcado láser. Además, las consideraciones de uso, como la resistencia química y la capacidad de esterilización, son esenciales en el sector de la salud. Colaborar con los proveedores desde las primeras etapas del diseño puede prevenir problemas futuros, ahorrando tiempo y costos.

Aseguramiento de la Calidad

En la industria médica y farmacéutica, el control de calidad es primordial. Los plásticos de grado médico vienen con paquetes de soporte que aseguran la consistencia en la formulación, notificaciones de cambios, abastecimiento en un solo sitio, declaraciones de cumplimiento médico y archivos maestros de medicamentos (DMF). Sin embargo, estos paquetes varían entre fabricantes. Es crucial discutir con los proveedores los detalles de estos paquetes de soporte antes de avanzar en un proyecto, para garantizar que cumplen con los requisitos reglamentarios y los objetivos del proyecto.

Optimización de la producción

La transferencia de una nueva aplicación médica a producción puede ser complicada, especialmente si el moldeado es realizado por una empresa diferente a la que diseñó el producto. Los proveedores suelen ofrecer soporte técnico para ayudar a los convertidores con el procesamiento y la identificación de problemas con los materiales o el diseño de herramientas. Discutir estos aspectos con antelación puede prevenir problemas durante la producción.

Gestión de costos

En los proyectos de atención sanitaria, que a menudo manejan volúmenes pequeños, es esencial considerar estrategias para minimizar los costos desde el inicio. Discutir con los proveedores sobre la disponibilidad de colores estándar, en lugar de colores personalizados de pequeño volumen, puede significar un ahorro significativo. Además, la viabilidad del precio al comienzo del proyecto es fundamental, ya que la comercialización en este sector suele llevar años.

Disponibilidad de materiales

Eventos recientes como la pandemia de COVID-19 y conflictos globales han demostrado la fragilidad de las cadenas de suministro. Es importante considerar la disponibilidad de los materiales en una etapa temprana del proyecto y discutir con los proveedores la producción actual y futura. Algunos materiales tienen disponibilidad global, otros tienen equivalentes regionales y algunos se venden solo en regiones específicas. Esta planificación temprana ayuda a evitar interrupciones en la cadena de suministro.

Cumplimiento normativo

Conocer el estado regulatorio de un material es crucial para el éxito de un proyecto. Las aplicaciones farmacéuticas pueden beneficiarse de materiales con contacto con alimentos o con certificaciones como la Farmacopea Europea. Es fundamental discutir directamente con los proveedores el cumplimiento normativo de los materiales y la disponibilidad de la documentación de respaldo necesaria para asegurar que el proyecto se desarrolle sin contratiempos.

Gestión de riesgos

La mayoría de los fabricantes de plásticos tienen políticas médicas que definen las aplicaciones aceptadas y aquellas que requieren evaluación antes de su uso. Iniciar un proyecto sin discutir estas políticas puede resultar en pérdida de tiempo y recursos. Los proveedores pueden retener información regulatoria y de calidad hasta que se complete una evaluación de riesgos, por lo que es importante establecer estas conversaciones desde el principio.

Sostenibilidad

El sector de la salud enfrenta desafíos únicos en la integración de productos reciclados debido a la trazabilidad y las regulaciones estrictas. Sin embargo, las alternativas biológicas a los monómeros de origen fósil están ganando terreno y muchos productores ya incluyen grados médicos en sus carteras. Estas soluciones pueden reducir la huella de carbono sin afectar la reciclabilidad del producto. Además, el reciclaje químico de polímeros está emergiendo como una solución prometedora para superar las limitaciones del reciclaje mecánico, reduciendo significativamente los plásticos que terminan en vertederos o incineración.

En resumen, los proveedores de plástico son aliados estratégicos en la gestión de proyectos en la industria de la salud. Su conocimiento técnico y capacidad para ofrecer soluciones innovadoras son esenciales para optimizar el diseño, la producción, la calidad y el cumplimiento normativo. Colaborar estrechamente con ellos desde las etapas iniciales del proyecto puede maximizar el potencial y asegurar el éxito en este sector tan exigente.

*Artículo con información de Medical Plastics News